Errores que no debes cometer en las redes sociales si estás buscando prácticas

No lo puedes negar: eres un loco de las redes sociales. Vives conectado a Facebook, Twitter o Instagram, pero cuidado con lo que publicas si estás buscando prácticas en empresas. Hoy en día, muchos reclutadores ‘vigilan’ los perfiles de los candidatos y puede perjudicarte en un proceso de selección.

Y es quizá te sorprenda saber que cada vez son más las empresas que buscan información sobre sus candidatos en las redes sociales, pero lo cierto es que existe una explicación: las empresas quieren personas que demuestren ser responsables, aunque el modo de compórtate con tus amigos es diferente que cuando estés trabajando, a ningún empleador le gusta ver, por ejemplo, fotos comprometidas de sus empleados en Internet.

Hoy, desde el OIE queremos hacer un repaso a los principales errores que debemos evitar en nuestros perfiles de las redes sociales:

  • No mientas. Linkedin es la red por excelencia para buscar trabajo. Pero no olvides que todo lo que incluyas en tu perfil lo pueden ver antiguos compañeros o ex jefes por lo que no hagas tuyo el trabajo de otros.
  • Stop criticas. Todos hemos tenido malas experiencias laborales pero las redes sociales no son el lugar para criticar a tus antiguos compañero o jefes. Aunque tengas razón, criticar a alguien con quien trabajaste no será lo que más le guste a alguien que puede estar pensando en contratarte.
  • Comportamiento inadecuado. Seguro que recuerdas el refrán, “Las palabras se las lleva el viento” pero en tu perfil de Twitter, Facebook o Linkedin, lo que digas, quedará escrito por mucho tiempo. Ten cuidado con la forma en la que te expresas o lo que dices. Evita ser polémico. Sé consciente que el resto del mundo te está observando.
  • Cuida tu imagen. Una foto dice más que mil palabras y es tu carta de presentación. Vigila las imágenes que publicas o compartes por internet. Seguro que hay fotos del verano que no quieres que tu posible jefe vea.
  • Interactúa. Las Redes Sociales son algo vivo, aprovéchalo en tu beneficio: difunde información de interés, comenta en los grupos…tu actividad social te ayudará a reforzar tu marca personal, y ¡a conseguir trabajo!

Y por último, las redes sociales ofrecen diferentes opciones de privacidad por lo que tu información y publicaciones sólo deberían estar disponibles para tus amigos o seguidores.  Seguro que tienes aficiones que no quieres que tu jefe conozca, recuerda: tu vida personal comienza cuando termina la jornada laboral.